JAZZ ON A SUMMER'S DAY

Revisitando el final de los inocentes ‘50

He leído en algún sitio que se vuelve a reeditar el documental de Bert Stern Jazz On A Summer’s Day, un documento gráfico y sonoro irrepetible, una oportunidad de retroceder en el tiempo para ver sobre un mismo escenario a un lote de músicos casi imposibles de reunir (Sonny Stitt, Thelonius Monk, Max Roach...) o ver y oír a vocalistas como Anita O’Day haciendo su inconfundible e inimitable scat. Son ochenta y tantos minutos de música en ese momento a finales de los '50 en que el jazz buscaba nuevos caminos mientras que sobrevivían músicos en la línea más clásica. Aún no había llegado el jazz modal ni estallado el free, y América miraba a la música negra mientras algunos sectores intentaban perpetuar la inocencia racial y cultural de esta década. Para no saltarme ninguno, he aquí una lista de los músicos que aparecen:


En esta época del año en que los festivales proliferan por toda la península como si no hubiera otra para escuchar jazz (no la hay, claro, si lo que se pretende es sacar el jazz a la calle), esta imagen retrospectiva de lo que en 1958 era un festival veraniego de jazz, con sus aficionados y sus neófitos, sus estrellas y sus profanos, es tan refrescante como un poco de brisa marina en un día de calor.

Cierto que en el Newport de Jazz On A Summer’s Day aquel 4 de julio de 1958 xno parecía hacer mucho calor (el público lleva chaquetas, no todas de verano) o no debía hacer calor (en el pase de día, las sillas del público están colocadas al sol). Esto me remite al aspecto que más me fascina de este documental/musical: el público. Los espectadores del festival (jóvenes blancos bien vestidos, intelectuales con gafas, elegantes negros, parejas mayores, domingueros con ropa de playa) son los extras más perfectos que he visto jamás en la pantalla. No sólo se mueven o actúan como si lo que hacen estuviera en un guión sino que son los personajes más originales e inesperados que te puedes encontrar. Cada vez que la cámara encuadra a algún sector del público o a algún espectador en concreto constituye una sorpresa. Tipos y arquetipos del final de aquellos inocentes ’50, que la cámara de Bert Stern captura con afán de un biólogo dado a las rarezas de la Madre Natura.

Creo que la versión que se reedita ahora en DVD contiene además un CD con la banda sonora y un documental sobre el documental en sí. Igual lo pillo si la desaceleración económica lo permite. El sueldo de bloguero no da para tanto.

Por increíble que parezca, el documental está íntegro en este enlace de Youtube. Lo cuelgo aquí antes de que desparezca. Que el verano sea largo, si lo podéis llenar de jazz.

5 comentarios:

Eduardo dijo...

Genial disco, que poseo. Y genial blog que linko en el mío desde ya...

Jackeline dijo...

Hola
Excelente tu blog, muy bueno, te felicito. Te animo seguir adelante.
Me encantaría contar con tu blog en un directorio que poseo.
Si lo deseas no dudes en escribirme a jackiesilvajauregui@hotmail.com
Exitos con tu blog.
Un beso
Jackie

Troglo Jones dijo...

Pues a ver si le echo mano, Félix.

Un saludo, y feliz verano.

Dr.Krapp dijo...

En el Youtube he visto imágenes de ese festival, recuerdo varios temas de Anita 0'Day, y me encanta ese colorido moderno de la película contrastado con las ropas, actitudes y formas de aquellos años.

Manteca! Jazz Trio dijo...

Hola Jazz ese ruido!!

Dos noches al borde del silencio.


Cuando"Otro mundo perfecto", el primer trabajo de MANTECA! Jazz Trio estuvo terminado y presto a ser escuchado , la banda comenzó de inmediato el plan de darle una continuidad lógica, esto es, volver al estudio nuevamente para registrar los temas que, por diversas razones, quedaron fuera.

La llegada de Ariel Brusa, al mando del piano, definió el sentido estético,aportó una mirada vital y tomó la posta que antes fuera de Juan y César, brillantes músicos y personas; sin embargo, sorpresivamente, apareció en el horizonte una oportunidad de presentar en vivo el disco.

Con cinco ensayos apenas, MANTECA! llegó a Notorious con una notable fuerza inspiradora , esa manifestación concreta del gozo por hacer la música que el trio tiene como doctrina,y una adrenalina generada por la velocidad con la que se dieron los cambios. "Dos noches al borde del silencio" es un documento preciso de ese momento.

Once temas, y un bonus track, permiten adivinar cual será la dirección de la banda en ese ansiado segundo escalón que actualmente tiene nuevos temas y que será grabado en breve.

Estás invitado entonces a ver en este disco en vivo cómo una banda se transforma, crece y mantiene firme su concepto de jazz disparador de ideas antes que modas ,una dosis de elegancia precisa y el lenguaje de tres músicos que resaltan la amistad,el placer de tocar y la libertad expresada en la forma de acordes y ritmos.

MANTECA! Jazz Trio está ahora concentrado en su próximo paso.
Del cual serás también el cómplice.

Hoy podemos escuchar "Dos noches al borde del silencio" y considerarlo la antesala del nuevo disco que se llamará.......

Un saludo!
Lucas,Marcelo y Ariel.



"Dos noches al borde del silencio", Manteca! Jazz Trio en vivo presentando su disco "Otro mundo perfecto".-


PARTE.1

http://www.rapidspread.com/file.jsp?id=wrbawkwyrq


PARTE.2

http://www.rapidspread.com/file.jsp?id=rmiiqoih3q


1 SOLO LINK - entero

http://www.rapidspread.com/file.jsp?id=ilk8ygip0s





Manteca Jazz Trio/ FACEBOOK
http://mantecajazztrio.blogspot.com/
mantecatrio@gmail.com