ACORDES Y DESACUERDOS (XVIII)

Last night Duke saved my life

Viene a la memoria, ineludiblemente, una canción disco de los 80 que decía algo así como "Last night a DJ saved my life 'cause I was sittin' there bored to death..." cuando uno escucha la anécdota con la que Irving y Sydney se conocen en la película American Hustle (estrenada en España como La gran estafa americana). La excusa es una foto de Duke Ellington y un tema suyo ("Jeep's Blues"). Lo que sigue es el diálogo. Los personajes son Irving (Christian Bale) y Sydney (Amy Adams). El guión es de Russell y Eric Warren Singer. Es más interesante si se lee con la música de Duke, de modo que pulsen el play primero...

 
IRVING: ¿Es Duke Ellington este que llevas en la pulsera?
SYDNEY: Sí lo es. Ha muerto este año, ¿lo sabías?
IRVING: Lo sé. Dudo que alguien más aquí lo sepa o le importe.
SYDNEY: A mí sí me importa: me salvó la vida muchas veces.
IRVING: A mí, también. ¿Qué tema?
SYDNEY: "Jepp's Blues".
IRVING: "Jepp's Blues"...
SYDNEY: Ajá. "Jepp's Blues".
IRVING: ¿Quieres... quieres oírla?
SYDNEY: ¿Ahora?
IRVING: Sí.
SYDNEY: Claro.
(SYDNEY escucha el tema en casa de IRVING con la carpeta del LP en las manos. IRVING hace gestos grandilocuentes siguiendo el comienzo del tema)
IRVING (grita): ¿Quién empieza así una pieza? 
SYDNEY: Es mágica.
IRVING: Es mágica.

 El tema en cuestión pertenece al álbum Live at Newport (Columbia, 1956), grabado en directo en el famoso festival en una época en la que las grandes big bands habían desaparecido del mapa americano y que, según los críticos, supuso no sólo el resurgimiento de la popularidad de Ellington (dos años más tarde Preminger le encargaría la banda sonora de su Anatomía de un asesinato) sino su mejor concierto. El tema corresponde al final del evento, cuando Johnny Hodges subió al escenario para tocar dos temas: "I Got It Bad (And That Ain't Good)" y "Jeep's Blues". El tema es impresionante y el solo... bueno, Hodges seguía en forma.

Una historia breve pero muy elocuente de cómo fue el doble concierto de Duke en Newport (actuó antes y después que el resto de los grupos de aquel 7 de julio de 1956) puede leerse en este enlace de Wikipedia.

Y, aunque la de esta "estafa" nos parezca una historia contada de un modo lento y repetitivo, aunque el clímax se nos antoje un poco flojo y su resolución algo ñoña y demasiado feliz, pensamos lo de siempre: afortunados aquellos a los que la música salvó la vida alguna vez. Y más si fue Duke.

La escena original es ésta:




Publicidad:




2 comentarios:

Luis Gomez dijo...

Ya tengo un motivo para ver esa película.
Aprovechando que eres un rastreador voy a hacerte una pregunta.
El año que murió Ellington alla por junio tve (SÓLO HABÍA UNA)emitió un especial de homenaje a Duke (que se había hecho en EEUU), como entonces yo era un rockero el único grupo que recuerdo de este homenaje fue CHICAGO. Me gustaría que alguien me localizara este programa homenaje o me dijera quien participó.

Félix Amador-Gálvez dijo...

Luis, gracias por la sugerencia, que me tiene buscando por toda la red.

He visto que el homenaje a Duke en Chicago se repitió este año, pero no encuentro constancia de ningún video sobre aquel de 1974.

En cualquier caso, sigo buscando.

Un saludo y gracias por visitar el blog.